Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Hoy estamos por ponernos el sombrero cónico asiático y tomarnos un té verde para contaros sobre nuestro último proyecto que viene con acento chino.

¡Pues si!, estamos en Shanghái, con un nuevo proyecto, que a diferencia del último realizado hace unos meses en China, no se enmarca dentro del sector de automoción sino en el de metalurgia. Un sector lleno de posibilidades, en el que nuestros programadores se encuentran trabajando con robots KUKA KRC4. Concretamente, para la fabricación de moldes de arena que sirven de negativo para fundir piezas.

 

Utilizamos cookies, para evaluar la actividad de la Web y mejorar nuestro servicio. Para obtener más información o cambiar su configuración, pulse aquí aquí
ACEPTAR
Aviso de cookies